Escribe: Rafael Valdizán

Hace un año, Ritchie Blackmore anunciaba su regreso al rock, luego de casi dos décadas haciendo de trovador renacentista en Blackmore’s Night, el proyecto que comparte con su esposa, Candice Night. La sorprendente noticia en cuestión era la vuelta de Rainbow, la banda que el genial y temperamental guitarrista formó tras desligarse de Deep Purple en 1975. Uno de los más entusiastas con este regreso era Joe Lynn Turner, quien ya se veía con pie y medio en la remozada alineación de la banda. De hecho, meses antes el vocalista había deslizado la posibilidad de reunirse con Blackmore. Sin embargo, como suele pasar con el impredecible maestro de las seis cuerdas, no fue Turner el elegido para tomar el micrófono. Tampoco David Coverdale ni Glenn Hughes ni Graham Bonnett ni Doogie White; es decir, nadie con quien el Hombre de Negro había trabajado con anterioridad. Un desconocido Ronnie Romero se quedó con el empleo. Aquello debió ser un duro golpe para Joe Lynn Turner, quien había pavimentado la pista para el esperado retorno de Rainbow.

Pero el mundo debe seguir girando y JLT ha continuado haciendo lo que viene haciendo en los últimos años: grabar y dar recitales como solista o con proyectos alternos. Y es en calidad de solista que regresa a Lima —ya había cantado en noviembre del 2001, como parte del festival Voices of Rock, junto con Glenn Hughes, Jimi Jamison (Survivor)Alex Ligertwood (Santana)Larry Hoppen (Orleans), entre otros—. Este 3 de diciembre encabezará el cartel del Rock and Heavy Festival 2, que también contará con los brasileños de Krisiun y la excelente banda local Flor de Loto. La cita será en el Centro de Convenciones Festiva (Alfonso Ugarte 1439, Lima).

A continuación, calentando al ambiente, quince canciones que este notable cantante estadounidense dejó plasmadas, sea como solista o como parte de Rainbow, Deep PurpleYngwie MalmsteenSunstormHughes Turner Project (en sociedad con Glenn Hughes), Rated X e incluso en sus inicios al frente de Fandango.

Estas son las elegidas:

1. I Surrender (Rainbow). Tema incluido en el disco Difficult to Cure (1981). Eran tiempos en los que Ritchie Blackmore se había enamorado del AOR (Adult Oriented Rock) y de bandas como ABBA Foreigner. A un lado quedaron los temas excesivamente épicos y las letras sobre caballeros y dragones (elementos claves en el historial de Rainbow, durante los tiempos de Ronnie James Dio en la voz). Este disco marcó el debut de Joe Lynn Turner en la banda, cuyo estilo vocal cuajó a la perfección con los nuevos intereses que Blackmore tenía entonces. I Surrender es una creación de Russ Ballard, inagotable compositor y ex miembro de la banda Argent. En esta canción, JLT pone en juego sus mayores virtudes, entre las cuales destaca el feeling.

2. Stone Cold (Rainbow). Una de las mejores canciones de Rainbow en la era Joe Lynn Turner. Es una power ballad que fue incluida en el álbum Straight Between the Eyes (1982) y que tuvo amplia difusión radial y alguna presencia importante en los charts estadounidenses. Aquí JLT entona las estrofas con sutileza y misterio, para luego encender los pulmones al momento que el coro explota: “Stone cold/ and I thought I knew you so well/ Stone cold/ can’t break away from your spell”. Turner cantó esta canción en el 2001, en el festival de las Voces del Rock en el Jockey Club del Perú.

3. Street of Dreams (Rainbow). Al año siguiente, 1983, Rainbow editó su tercer disco con Turner en la voz: Bent Out of ShapeY esta canción fue el caballito de batalla del nuevo trabajo; una canción para la cual Ritchie Blackmore no tuvo rubor alguno en acercarse a la estética pop. Y pese a que algunos fanáticos recalcitrantes de la época con Dio marcaron claras distancias con este giro que tomó la banda, Street of Dreams permanece en la memoria colectiva como uno de los himnos más recordables del grupo. Una melodía muy agradable, un coro magnético y la amigable voz de Turner hicieron de este un éxito instantáneo.

4. King of Dreams (Deep Purple). Una de las sorpresas de 1990 fue que la legendaria banda británica anunciara como reemplazante del mítico Ian Gillan nada menos que a Joe Lynn Turner. Las bromas empezaron a fluir y hacían referencia a la banda con el apelativo de ‘Deep Rainbow’, pues tres de los cinco integrantes de Deep Purple habían estado poco antes en RainbowRitchie BlackmoreJoe Lynn Turner Roger Glover. La respuesta del quinteto fue el álbum Slaves and Masters, un disco que fue recibido con desconfianza pero que, visto en perspectiva, termina siendo un trabajo muy consistente. Y el tema King of Dreams fue una muestra clara de ello.

5. Rising Force (Yngwie Malmsteen). Antes de recalar en Deep PurpleJoe Lynn Turner tuvo una breve temporada como vocalista al servicio de Yngwie Malmsteen. Con el virtuoso guitarrista sueco, el cantante grabó el disco en estudio Odyssey (1988) y el álbum en vivo Trial by Fire: Live in Leningrad (1989). Y una de las piezas indiscutibles de este período fue la explosiva Rising Force, una obra tanto mágica como trepidante que encuentra parentesco con ciertos temas de Rainbow igual de veloces, tipo Kill the King Spotlight Kid. No en vano, Malmsteen fue sumamente influenciado por Blackmore.

6. Death Alley Driver (Rainbow). También incluida en el Straight Between the Eyes (1982), esta canción representa una excepción a la regla para Rainbow con JLT. Lejos de cualquier flirteo con elementos pop, Death Alley Driver es un lazo de conexión con los tiempos épicos y neoclásicos del quinteto británico. Se trata de una canción vertiginosa, rauda, de latidos agitados, que parece perseguirte a lo largo de una extensa carretera. Y Turner demostró que también estaba preparado para asumir la voz ante estos niveles de exigencia. Sin duda, una de las canciones más avasalladoras que grabó con la banda de Ritchie Blackmore.

7. Blood Red Sky (Joe Lynn Turner). Esta canción está incluida en el último disco que Joe Lynn Turner lanzó como solista: Second Hand Life (2007). Es una obra que muy bien podría formar parte del catálogo de Rainbow, pues tiene todos sus ingredientes, desde aquellas influencias árabes de las que Ritchie Blackmore es muy amigo hasta las altas dosis de drama inoculadas en estrofa y coros. Sin temor a equivocarnos, una de las creaciones más relevantes de JLT en solitario.

8. Mystery of the Heart (Hughes Turner Project). Producto de la colaboración entre Joe Lynn Turner Glenn Hughes surgieron dos discos: HTP (2002) y HTP2 (2003). Mystery ot the Heart está incluida en el primero y es una balada cargada de sentimiento, donde Turner asume mayor protagonismo, mientras Hughes está más abocado a la segunda voz. Esta hermosa melodía presenta arreglos pop y cierta influencia del soul y del blues. Una obra con todas los señas inequívocas de una gran canción de amor.

9. Can’t Let You Go (Rainbow). Obra perteneciente al Bent Out of Shape (1983), tercer y último disco que JLT grabó como vocalista de Rainbow. Es un medio tiempo precedido por una melodramática introducción de teclados a lo Bach. Con una melodía impecable, la canción nos lleva hacia un clima de drama creciente que se ve coronado con un coro en el que la voz de Turner logra conmover en gran nivel. La canción fue promovida con un videoclip que, hay que decirlo, termina siendo algo ridículo dadas sus pretensiones vampíricas. Pero esto en nada sabotea la calidad del tema.

10. Edge of Tomorrow (Sunstorm). Paralelamente a su recorrido como solista, Joe Lynn Turner ha dedicado esfuerzos como parte de la banda Sunstorm, que también cuenta en sus filas con integrantes del conjunto alemán Pink Cream 69. La propuesta de Sunstorm es más amigable y emparentada con el AOR. Una buena muestra de lo que esta agrupación hace queda resumida en Edge of Tomorrow, pieza incluida en el elepé del mismo nombre, editado este 2016, lo más reciente que el vocalista ha grabado en un estudio.

11. Hypnotized (Fandango). Antes de ser reclutado por Ritchie Blackmore para que se encargara de la tarea vocal en RainbowJoe Lynn Turner no era en rigor un completo desconocido. Entre los años 1977 y 1980 el intérprete militaba en Fandango, una agrupación de AOR con matices pop, lo cual era ideal para los propósitos que Blackmore tenía en esos tiempos. El tema Hypnotized  pertenece al disco Cadillac (1980). Y si bien lo que se escucha arrastra huellas aún amateurs, ya se percibe lo gran cantante que JLT sería no mucho después, ya como integrante de la banda del arco iris.

12. Losing You (Joe Lynn Turner). Luego de terminada su sociedad con Rainbow, el cantante decide iniciarse en terrenos solistas. Este tema, justamente, es el primer surco de Rescue You (1985), el álbum debut de JLT en solitario. Para este trabajo, Turner contó con el decidido apoyo de Al Greenwood, tecladista que había pertenecido a Foreigner durante los primeros tres discos de la banda. La influencia de Greenwood es muy notoria en este disco, y en particular en el tema Losing You.

13. Spotlight Kid (Rainbow). Volviendo al primer disco de Rainbow con Joe Lynn Turner en la voz, nos encontramos con una de las canciones más emblemáticas de la agrupación durante la época. Era frecuentemente una pieza de apertura de conciertos, gracias a su energía y velocidad, con un agregado infaltable en este tipo de obras: el inconfundible acento barroco de Ritchie Blackmore en el solo de guitarra. En este corte, Turner ataca con fraseos incendiarios, pero cuidadosos de la melodía como elemento fundamental de la propuesta.

14. Love Conquers All (Deep Purple). Otra obra de la legendaria banda británica perteneciente al disco Slaves and Masters. Tremenda balada en la que nuestro personaje de hoy deja el alma en cada fraseo. La interpretación de Joe Lynn Turner vuelve a ser conmovedora hasta la médula, acentuando el tono dramático y complementando el halo melancólico que se desprende de la magistral guitarra de BlackmoreLove Conquers All es un botón más de muestra de que este álbum de Deep Purple ha sido injustamente postergado, solo por el hecho de prescindir de alguno de sus vocalistas históricos, figura similar a lo sucedido con el disco Drama de Yes.

15. This is Who I am (Rated X). En el 2014, Joe Lynn Turner se unió a viejas glorias del rock como el baterista Carmine Appice y el bajista Tony Franklin para formar el proyecto Rated X. No sabemos en realidad si se trata de una banda con proyecciones duraderas o si solo fue flor de un día (o de un disco). El cuarteto, que también incluye a Karl Cochran, guitarrista que suele acompañar a Turner solista, solo ha sacado un disco homónimo a la fecha, del cual extraemos esta canción. Es un hard rock algo ortodoxo pero que aun así muestra fibra suficiente para hacer mover algunas cabezas.

Anuncios